Carlos Meneses Cinevive Colaboran Crítica

Está detrás de ti, crítica

ItFollowsCinevive

Por Carlos Meneses

En una cálida noche de verano, Jay (Maika Monroe), una chica de 18 años, tiene un encuentro sexual en el asiento trasero del auto de un chico con el que sale desde hace poco tiempo. Lo que parece un cándido y amoroso encuentro entre la joven y su muy reciente pareja, se transforma en pesadilla. Aquel encuentro, insignificante en apariencia, cobra importancia, pues Jay recibe una maldición que la hará sentirse acosada, observada, perseguida, por una entidad que cambia de forma, pero no de objetivo, o no por lo menos hasta que se involucre sexualmente con otra persona, en una transferencia llena de terror y culpa.

Con una muestra inteligente y revigorizante para el terror en el cine comercial de nuestro tiempo, David Robert Mitchell dirige  Está detrás de ti, una extraordinaria producción de cine independiente norteamericano que da la cara por el género, demostrando que el terror debe buscar alternativas y evolucionar en sus argumentos, yendo tras nuestros temores más profundos, como el miedo a lo desconocido, y no sólo apostar al viejo truco del sobresalto de cámara. Una cinta que no se aparece ante ti con la intención de espantarte en lo fugaz, sino de seguirte, como hace todo gran temor, hasta la última consecuencia, arrastrándote en el abismo de tus más oscuros demonios.

A partir de un guión punzante, de gran dinámica en el desarrollo de la escena y de un argumento fluido y sofisticado para la construcción de escenas que logran perturbar con escandalosa facilidad, Mitchel, toma los preceptos del terror de cada fin de semana en taquilla, y los lleva a una nueva dimensión, en la que el terror psicológico nos induce a una latente incomodidad, a la vez que nos seduce y exige de nuestra atención. Pareciera  una figura hipnótica que nos atrapa mientras incomoda, generando una serie de sensaciones extrañamente disfrutables.

No hay grandes entidades sobrenaturales, mucho menos objetos satánicos, persiste una idea y no más, la misma que taladra en nuestra conciencia cuadro a cuadro, haciendo de sus 100 minutos de duración, un mecanismo ideal, que construye con elegancia, incluso sofisticación, un terror económico en sus recursos, pero sumamente complejo en su subtexto, pues la cinta representa el comienzo de una vida sexual y el cuestionamiento a las prácticas sexuales en la juventud, mismas que son perseguidas por amplios sectores de una sociedad conservadora, acorralando el deseo y buscando estandarizarlo de acuerdo a los preceptos de la moral en turno.

Destaca la composición sonora de la cinta, un score magistral que a partir del uso de sintetizadores, crea sonidos perturbadores que crecen, mientras ocupan el espacio y nos introducen en un espacio artificial, lleno de atmósferas oscuras que  preceden la aparición y acompañan la persecución, generando claves sonoras únicas, en lo que resulta una puesta sonora por demás interesante, combinando los entornos de la música generada a través de ordenadores, con un género que se ha caracterizado por otro tipo de claves sonoras. En este sentido, desde el jugueteo y la experimentación e hibridación, Está detrás de ti, deja pistas, caminos que pueden y seguramente serán recorridos, haciendo del terror en el cine una radiografía que exhibe lo hondo de nuestra personalidad, juicios y discursos, representados en pantalla.

¿Qué sigue a la protagonista? He ahí la gran pregunta. ¿Un espíritu multiforme? ¿Una entidad paranormal? ¿Una maldición ancestral? ¿Una ideología? ¿El repudio y la culpa expresada por una sociedad que castiga el pleno desarrollo de una vida sexual fuera de los cánones de normalidad? A Jay la persigue un discurso, que describe a su práctica social como inmoral, representada hábilmente en la trama, a través de la metáfora, en entidades propias de la pesadilla o la deformidad que, dentro de su variedad de formas, expresan un mundo de preceptos y formas del “deber ser”, que nos persiguen día tras día, limitando nuestra identidad y haciéndonos sentir pavor por desear ser todo aquello que socialmente es castigado, con la exclusión, señalamiento y juicio.

Del compromiso y valores en su discurso, sumado al desarrollo de una premisa plena, realizada de manera impecable en sus cualidades técnicas, surge una de las mejores cintas de terror de los últimos años. Está detrás de ti no es terror barato, menos cinta predecible o cómoda de ver, es una sensación cinematográfica que crece y se apodera de ti, te increpa. Una película bien actuada, bien dirigida y bien realizada, que seguramente terminará por convertirse en un clásico con el pasar de los años. Más cine  de  terror así, propositivo, atrevido en sus formas y comprometido con contar, con remover fibras sensibles que se comuniquen con lo que nos aterra.

El cine no te crea ni te destruye, ¡te transforma!

It Follows, Estados Unidos, 2014. Dirección: David Robert Mitchell. Guión: David Robert Mitchell. Fotografía: Michael Gioulakis. Música: Disasterpeace. Actúan: Maika Monroe, Keir Gilchrist, Daniel Zovatto, Jake Weary, Olivia Luccardi, Lili Sepe,Linda Boston, Caitlin Burt y Heather Fairbanks. Duración: 100 min.

Anuncios

2 comentarios

¿Tú qué opinas?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s